Imprimir
Correo electrónico

Aprovechando la temporada en la que el atún está a buen precio, podemos hacer nuestras propias conservas.

Para ello, comprar una buena rodaja de atún y decirle al pescadero que le quite la piel, espinas y hueso central.

Se pone cada una de las 4 partes en las que queda la rodaja, en un tarro de cristal previamente esterlizado (ver el truco Esterlizar tarros de cristal)

Añadir aceite de oliva suave, 1/4 de ajo por cada tarro recien esterilizado (aún caliente), un poco de tomillo y una pizca de pimentón

Completar con aceite hasta 1 cm del borde.

Esterilizar como cualquier otra conserva (ver artículo Cómo esterilizar una conserva)

 

Regístrate para crear tu propia guía de restaurantes.

Iniciar sesión

Regístrate para añadir tus propios vinos.

Iniciar sesión

Regístrate para añadir tus propias recetas.

Iniciar sesión

Publicidad

Temas

Búsqueda